¡YO SIEMPRE ME PAGO A MI MISMO PRIMERO!

Eliana Bravo Vesga - ahorro

Qué sabio sería si tomáramos el buen hábito de practicar este condicionamiento financiero mencionado por Robert Kiyosaki en su libro Padre Rico Padre Pobre.

Se preguntarán ¿cómo así que pagarme a mí mismo primero? ¿De dónde?, lo primero es que entendamos bien el concepto, pagarse a si mismo primero, no se traduce en malgastar el dinero comprando cuanto cachivache se nos cruce por el camino, -que es lo que muchas personas hacen cada vez que lo reciben-, lo que realmente significa, es que cada vez que lleguen los ingresos tomemos religiosamente una parte de ellos, para dedicarlos al AHORRO.

El ahorro, es el dinero que se reserva y guarda para hacer uso de él en el futuro, y como todo en la vida debe tener una finalidad o propósito, nuestros ahorros deben terminar en una inversión. A diferencia de lo que muchos piensan, los ahorros no están destinados para gastarlos, sino para que ese dinerito se multiplique día a día.

Me imagino que estas pensando, que con tu economía, eso es casi una ¡misión imposible! porque tienes tantas cuentas por pagar al finalizar el mes, que agradeces quedar, como decimos popularmente, a “RAS”.  Asumo que has seguido mis consejos a lo largo de este tiempo y te has enterado y has interiorizado la importancia de estructurar tu presupuesto, ajustarlo, revisar tus hábitos de consumo, entre otras, con lo cual sentarás bases sólidas para organizar tus finanzas y empezar el camino hacia el ahorro.

Cómo todo hábito se crea con disciplina, entonces debes esforzarte y presionarte, una vez hayas logrado ser constante, vas a empezar a ver resultados y, estoy segura, que eso te dará ánimo para continuar. Ahora bien, lo importante, y te lo aconsejo desde ya, es que ¡así te quedes corto a fin de mes! no caigas en la tentación  de gastar tus ahorros para utilizarlos en cualquier otra necesidad o deseo, ya que tu esfuerzo habrá sido en vano.

Ahora que tienes claro el concepto de ahorrar, no está de más darte unos tips que te servirán para auto-disciplinarte e iniciar:

  1. La práctica recomendable es empezar destinando el 10% de tus ingresos, dinero que debes separar antes de realizar cualquier pago o gasto.
  2. Trata de gastar menos, revisa tú presupuesto, seguro que siempre hay rubros que se pueden ajustar.
  3. Evita al máximo las deudas.

Finalmente, no me cansaré de repetírtelo, dedica tiempo para tu educación financiera, lo cual te ayudará a encontrar mejores oportunidades para tu futuro y el de tu familia.

 

One thought on “¡YO SIEMPRE ME PAGO A MI MISMO PRIMERO!

  1. Me parece muy bueno poner en práctica estos consejos, La vida realmente no es tan larga como pensamos y si queremos proyectarnos al futuro debemos pensar no solamente en nuestra generación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *